Formada en la ciudad de Rosario en 1985. Conformada por Claudio Falzone (bajo), Eduardo Carbi (voz principal y batería), Ariel Pozzo (guitarra y voz) y Ricardo Vilaseca (teclados) Sus primeros dos discos en estudio fueron editados través del sello multinacional CBS.

En el año 1985, el grupo decidió instalarse oficialmente en la ciudad de Buenos Aires. Una vez allí, y después de mucho batallar, en 1986 graba su primer disco, editado a través de CBS Records (hoy Sony Music). Este álbum debut, llamado “Exhibición Condicionada” contenía los éxitos “Recuerdo esa canción” y “Exhibición Condicionada”, gracias a los cuales la banda se afianza como una de las promesas musicales del año.

La evolución musical de Graffiti no cesa, lo que lleva a la incorporación de Ricardo Vilaseca (teclados) para la preparación del siguiente álbum de estudio: “Sin Respirar”. El disco es editado en el año 1988 y la balada “De a pedazos’ (con la voz invitada de Juan Carlos Baglietto) y los éxitos “Cansados de retroceder” y “Algo hay que mover” elevan a la banda a un nuevo nivel de popularidad, encabezando festivales y recitales con entradas agotadas.3

Para esa época se sumaron Ricardo Vilaseca (ex Identi-Kit) en teclados y Marcelo Salli (ex Pablo El Enterrador) en batería en vivo (las baterías en el disco fueron tocadas por Ariel Pozzo).

Durante 1989, la Argentina atravesó la peor crisis hiperinflacionaria de su historia, hecho que impactó drásticamente a la escena del rock argentino. Sucede que, por la crisis económica, muchas compañías multinacionales abandonaron el país y CBS decidió no renovar su catálogo de artistas nacionales. Graffiti, como varias bandas y solistas por aquel entonces en el rock argentino, se separó debido a la imposibilidad de editar su tercer disco.

La hiperinflación del ’89 fue históricamente un evento de alto impacto en el rock argentino y provocó que entrara en una nueva etapa. En los años posteriores, en la escena del rock argentino se asentó el modelo de autogestión e independencia de los grandes sellos discográficos, que para las bandas nuevas (como las del rock barrial) tenía la ventaja de no quedar atados a los designios de las discográficas en caso de otra crisis económica.

Eduardo Carbi y Ricardo Vilaseca viajan a Europa, y Ariel Pozzo y Claudio Falzone incorporan a Gul Rodriguez en batería. La banda continúa tocando hasta mediados de 1990 para cumplir obligaciones contractuales preexistentes. Para agosto de 1990, Graffiti había dejado de existir

Hubo algunas reuniones de la banda con miembros alternativos durante los años 90, pero la formación original de Falzone-Carbi-Pozzo-Vilaseca más Gul Rodríguez en batería nunca volvió a reunirse hasta 2009.Pasaron más de dos décadas para que Graffiti vuelva a tocar en la Sala Lavardén de Rosario con lleno total.

En 2011 presentaron una nueva formación compuesta por Nahuel Antuña (Vudú) en bajo y Marcelo Sali (Pablo El Enterrador) en batería, junto a la banda original integrada por Ariel Pozzo en guitarras, Ricardo Vilaseca en teclados y Eduardo Carbí en voz.

Redes sociales de Graffiti

  • Web
  • Compartir:

SÍGUENOS EN INSTAGRAM

20 hours ago
3 days ago
2 weeks ago
3 weeks ago
3 weeks ago
3 weeks ago